Lo Ultimo | Mónica Farro | Chip sexual | dispositivo

Mónica Farro contó cuánto le salió su nuevo "chip sexual"

La vedette contó que se acaba de implantar un nuevo dispositivo que le hace mejorar el rendimiento sexual, y lo pagó de su propio bolsillo. 

El chip sexual tuvo su momento de gloria hace algunos años cuando varios famosos optaron por implantárselo para mejorar su sexualidad. Sin embargo, no pasó de moda y muchos siguen apostando al dispositivo ya que mejoraría muchísimo el rendimiento físico general.

"Hay para mujeres y hombres, diferentes grados... Según para lo que lo quieras. Yo lo tengo puesto acá (mientras se señalaba la axila). Pensé que era una cosita finita y chatita, pero en realidad parece un filtro de cigarrillo, un poquito más finito; es redondito y larguito", comenzó diciendo Mónica Farro en diálogo con Implacables (El Nueve).

mónica farro.jpg
Mónica Farro vivió una actividad paranormal en su casa

Mónica Farro vivió una actividad paranormal en su casa

Y detalló: "Te hacen un puntito, te lo meten hasta acá arriba... Se puede poner en la cintura también. Se reabsorbe a los seis meses y si querés podés ponerte otro. Mientras yo lo sienta, todavía está ahí...".

Además de contar que a su chip le quedan tres meses de vigencia y que se lo puso no porque sea sexual, sino por todos los beneficios que le contaron que le provocaría a nivel corporal, reveló cuánto sale.

Monica Farro.jpg

Para finalizar, Mónica Farro contó cómo consiguió el dispositivo: "No fue por canje... Yo lo pagué al costo. Sale más o menos 500 dólares", e hizo hincapié en que desde que lo tiene se siente con más energía.

El chip sexual en realidad se llama pellet, y su nombre responde a los pellets de madera que son diminutos y alargados utilizados como combustible en las industrias. Específicamente la palabra pellet tiene su origen en el latín pilula, que es diminutivo de pila. En este caso se trata de una pequeña cápsula hormonal del tamaño de un grano de arroz, que contiene testosterona y cuyos resultados son visibles en poco tiempo. La aplicación del chip sexual es subcutánea, es decir, por debajo de la capa superficial de la piel. En la mayoría de los casos el chip sexual es solicitado por mujeres, aunque los hombres también hacen consultas para colocarse este dispositivo en su cuerpo.