Lo Ultimo Flor de la V | Silvina Luna | Panamá

Flor de la V criticó a Silvina Luna por su cambio de vida

La panelista Flor de la V opinó sobre Silvina Luna que se fue a vivir a Panamá, además cambió su estilo de vida.

La mediática Flor de la V se ha convertido en una gran critica en A la Tarde, el nuevo ciclo de América TV. Hoy opinó sobre el nuevo estilo de vida de Silvina Luna que decidió irse a Panamá para comenzar una nueva vida, alejada de los medios y de los fama.

“Hippies con tarjeta de crédito. Muy bien la gente. Debe estar saliendo con un chamán porque yo la conozco a la Luna”, opinó Flor de la V en el ciclo de América TV sobre Silvina Luna que se mudó a Panamá.

image.png

Y continuó la mediática sobre Silvina Luna: "Ella se compenetra con la persona con la que sale. Después el psicólogo puede hablar, pero ella sale con un DJ y se pone a hacer DJ, a tocar música. Ahora está saliendo con un chamán y le pegó la onda mística”.

image.png

Luego Flor de la V decidió tirarle buena onda a la modelo: “¡Luna, te quiero! Me encanta que esté en la arena, en el mar. Ella siempre tiene un objetivo en la vida que es pasarla bien”.

Silvina Luna decidió mudarse a Panamá luego de la cuarentena: “Cuando comenzó la pandemia empecé a soñar con la idea de vivir en un lugar en conexión con la naturaleza y conmigo misma. Imaginaba cómo y dónde podría ser. Pensaba diferentes escenarios… Entonces en diciembre me vine a Bocas del Toro, que es a donde venía de vacaciones hace cuatro años. Y esta vez sentí que era una oportunidad para quedarme y probar lo que me había imaginado”.

image.png

La decisión fue tras sus problemas de salud: "Perdí mi salud, afectos… Me caí y me levanté muchas veces, siempre avanzando. Caminé sola y me desconecté, muchas veces viajando, para reencontrarme. Un día me pregunté quién quería ser yo realmente, entonces decidí rediseñarme. Y en ese rediseño encontré nuevas acciones (pequeñas acciones diarias), en coherencia con quien quería ser y que me lleven a nuevos objetivos y, por ende, a lograr otros resultados. Entonces seguí creando, aprendiendo de lo que me funciona y de lo que no. Me di cuenta de que tenía que contarlo. Me dije: “No quiero ser mezquina con esto”.

Silvina Luna esta feliz en Panamá.