Verónica Lozano anticipó este fin de semana cómo será el regreso de su programa "Cortá por Lozano" a la tele -el próximo lunes- en una nota radial. La definición de los detalles de la vuelta del ciclo sucedieron todas a la vez. En su edición del miércoles, TeleBajoCero.com dio dos primicias juntas. Una, triste, la del levantamiento de "¿En qué mano está?", el programa de Chino Leunis, y a su vez, la otra, que ese horario fue destinado a "Cortá por Lozano" que tenía su vuelta en stand by.

Hablando con Rodrigo Lussich para su programa "Un día divino", de Radio Brisas de Mar del Plata, Vero contó cómo se enteró de la noticia y cómo lo tomó, de sorpresa.

"Fue todo muy on line; el martes, cuando lo supe. El canal pensó mucho cómo dejar el programa del Chino, yo lo llamé y le dije que me pareció injusto (el levantamiento). Pero entiendo que el canal busca ganar todas las franjas. El de las 14.30 no era el horario que yo prefería, me gustaba mucho el de 17.30 a 19", dijo Lozano.

Asumió que se viene un "todos contra todos" en las tardes competitivas de la televisión abierta. A la misma hora estarán al aire su programa, Intrusos, El diario de Mariana, Confrontados, Cocineros Argentinos y luego Todas las tardes.

Sobre la competencia directa con el ciclo de Mariana Fabbiani en particular, ambas conductoras bromearon al cruzarse el jueves pasado en el estreno de Nacha Guevara en La Trastienda y Vero dijo en la nota: "Nos dimos el último beso". La conductora dijo que si bien irá por un ciclo con más "actualidad dura y debate", entiende que "El público que mira Telefe no es el de Intratables".

Si bien se supo que el programa irá por la actualidad más power, también se había dicho que la sección de reportajes "en el diván" que marcó la primera temporada, dejaría de hacerse. Lozano lo desmintió: "En el primer programa va a haber diván".

También festejó la masividad del 8M y se mostró a favor de la ley de despenalización del aborto: "Las mujeres tienen que poder hacer lo que quieran con su cuerpo; basta de hipocresía, las pobres se mueren, dejémonos de joder y llevemos educación sexual real y no la que pide la Iglesia".

Embed