Balthazar Murillo, de 14 años, es el joven actor que el propio Carlitos Tévez eligió para que lo interprete en la serie sobre su vida, que ya se filma en Fuerte Apache bajo la dirección de Adrián Caetano.

El diario Perfil los juntó en una producción fotográfica y periodística para presentar al chico que dará vida a El apache de niño.

Así lo publicó Perfil:

“Lo eligió Carlitos a él”, cuenta Eugenia, madre de este joven actor que será el protagonista de Apache, la vida de Carlos Tévez, la serie producida por Torneos y con guión y dirección de Adrián Caetano. “Tévez estaba de viaje y le mandaron fotos de varios Carlitos que habían ido a los castings. Finalmente lo eligió a mi hijo”.

Así como Luis Miguel tiene un idéntico juvenil en su serie, Balthazar –rulos indomables, ojos achinados y boca generosa– es idéntico a aquel Tevez niño que se contará en estos primeros ocho capítulos de la serie. Balthazar comenzó su carrera actoral a los seis años jugando en Plaza Serrano. “Se acercó una chica de una castinera y me preguntó si me interesaba que él y su hermano hicieran un casting para una publicidad”, cuenta su madre, quien al poco tiempo se dio cuenta de que lo de su hijo iba en serio. Luego de varias publicidades y una participación en Mala, un filme de Caetano, Balthazar empezó a pisar fuerte en distintos elencos en cine y TV, como La Fragilidad de los cuerpos, Un gallo para Esculapio y Nafta súper.

Así se gestó la miniserie. “Había un antecedente de una película que no se hizo. Cuando le planteé al manager hacer algo más actual como una serie se entusiasmaron”, cuenta Leonardo De Pinto, director de Contenidos de Torneos y productor general de Apache. Cuando Tevez regresó de China, en enero de este año, le acercaron esta idea. Hubo varias reuniones previas en su casa donde se puso un pizarrón gigante para delinear la historia. “Hay muchas cosas complejas en su vida; no fue fácil al comienzo ordenar un poco todo. Tuvo el accidente, dos madres, un padre que se murió. Se crió en un lugar con bandas delictivas”, cuenta De Pinto, quien con Adrián Caetano fueron avanzando en las entrevistas a la familia. “El hermano de Carlitos nos ayudó mucho porque Carlitos no es de ahondar mucho”, resalta entre risas el hombre de Torneos. “La gente nos recibió muy bien pero todo fue a su tiempo. Dimos una mano con algunas cosas que se rompieron, como con el motor de un ascensor, o unas escaleras rotas. Nos pareció lo más correcto. Estamos muy contentos, no es fácil hacer ficción, es una gran apuesta”, dice". (Fuente www.perfil.com).

Nota del periodista Agustín Gallardo.

Aparecen en esta nota: