Anoche se vio por La TV Pública un nuevo episodio de El Marginal 2. A pesar de las buenas críticas del primer episodio, este tuvo bastantes críticas.

En este capítulo, se mostró una escena donde los hermanos Borges (los personajes de Nicolás Furtado y Claudio Rissi) intentan ser más poderosos y comienzan a chocar con "El sapo" y sus seguidores.

EN una innecesaria y morbosa escena, Diosito (Furtado) apuñala a Ontiveros, un guardia cárcel que intentaba abusar de él, entonces Marito (Rissi) termina de asesinar al carcelero. Es por eso que intentan desaparecer el cuerpo, luego de una requisa policial y elaboran un plan macabro: llevan al guardia muerto a la cocina, lo cortan en pedacitos y, tal como sucedió con los "Doce apóstoles", usan su cuerpo como repulgue de empanadas.

A la lista de asesinatos, violación, peleas y escenas de sexo, ahora también suman excesos momentos macabros, mostrando una serie de caníbales que no se hace necesaria para mostrar la realidad carcelaria del país.

Muchos seguidores de la serie se quejaron fuertemente en las redes contra Clarín, que se encargó de spoilear este episodio.

Miralo acá:

Embed

Aparecen en esta nota: