La actriz Romina Gaetani hizo por última vez una tira en Pol-ka y se fue en medio de ataques de pánico. Su personaje transitaba un conflicto parecido y no pudo soportarlo. Las malas lenguas dijeron que se fue porque la novela -que protagonizaba con Facundo Arana- no funcionaba y que ese había sido el verdadero motivo.

"Noche y día" era su título, y la actriz -en un reportaje este fin de semana con la revista Noticias- volvió a referirse a esa experiencia, justo en medio de días con críticas a Pol-ka de parte de otros actores y audios viralizados con gente quejándose por las exigencias de producción.

"¿La pasó muy mal en `Noche y día´, no?", le preguntan a Gaetani en la nota y ella responde:

"Sí. Transité por primera vez los ataques de pánico. En realidad, empezaron una semana antes de entrar a grabar el disco, yo no sabía lo que era y como mi hermano, en paralelo, también tenía, e incluso más fuertes, supe lo que me pasaba a partir de lo que le pasaba a él. Al mes de terminar el disco me llaman de Noche y día. Yo nunca dejé de tener ataques de pánico , lo que no calculaba es que mi personaje iba a tener un desarrollo en el que me terminaran escribiendo lo que me pasaba en la vida real...

No podría decir que me llevaron ese lugar premeditadamente, no tengo ni idea.. Yo creo que vivimos en un mundo donde cada uno está pendiente de su historia y muy pocos pueden ver lo que le está pasando al ser humano que tienen al lado. Puedo levantar un tubo una, dos, tres, cuatro veces pero... a mí me han visto en un estudio no poder decir un texto de corrido y después no podía salir del camarín... Uno de los últimos días tuve que llamar a mi madre para que me viniera a buscar y tomé la decisión de irme", se sinceró la actriz que ahora lidera la banda "La rayada" y saca su primer disco.

"No es que dejé la novela y era Heidi, pero fui sintiendo alivios -recuerda-. Mi cuerpo necesitaba dormir, tener ataques de pánico a la hora que quisiera sin tener que dar explicaciones".

Aparecen en esta nota: