A cinco minutos de terminar Involucrados, un móvil con Moren Rial llorando cuando iba a ampliar la perimetral de su situación con su ex Facundo, hizo que Jorge Rial comience el programa de manera distinta.

Rial bajó las escaleras del clásico Intrusos, pero en lugar de hablar de otras figuras del espectáculo habló de la situación de su hija Morena, y terminó diciendo que en su propio canal no lo cuidan:

''Después de ver a mi hija en el programa de Iudica, no la estaba pasando bien, yo trato de no hablar de esos temas por respeto a mi hija y a mi nieto, y por respeto a las miles y miles de mujeres porque pasan por esa situación’’.

''Cuando te toca a vos es difícil manejarlo, verla a mi hija que hoy fue a ampliar la perimetral no es linda esa imagen, sobretodo un minuto antes de que yo salga al aire, porque me da vergüenza esto, me da vergüenza esta situación, ver el nombre de tu hija que sea tendencia, porque son temas delicados’’.

Rial dejó en claro que no quería hablar del tema que está atravesando su hija, pero siente que lo obligan, y por eso tuvo unas palabras fuertes contra el canal que lo tiene contratado:

''No quería llegar a hablar de esto en mi programa de este tema. Lo que hago es la contención como padre y es lo que tengo que hacer, pero te obligan, por un descuido o vaya a saber porque, no te cuidan los que te tiene que cuidar, esto es lo que siento, que lo hagan en otro lado está bien, es competencia, pero es como llegar a tu casa y que te caguen a piedrazos adentro de tu casa’’.

Luego el conductor dijo que no tiene la delicadeza de avisarle: ''Tengan un poquito de consideración hacia un compañero, no es fácil ver a mi hija como la vi hoy. Casi todos los colegas me llaman para preguntarme, no fue este el caso, y ahora me obligan a mí a hacer algo que no quería, a contarlo públicamente’’.

El conductor de Intrusos abrió su corazón y comentó que envió un mensaje a sus compañeros disculpándose por la situación:

''Yo les pedí disculpas a mis compañeros, en un día salió TT, Morena Rial y Candelaria Tinelli, y yo sentí vergüenza, porque a veces dicen son nenas con la panza llena, y entonces me obligan a esto que no quería, lo quiero mantenerlo dentro de la justicia. Lo hablé mil veces y le dije no a los medios’’.

El periodista volvió a insistir con que siente que no lo cuidan en el canal: ''los que te cagan a piedrazos, te meten el dedo y te hacen molinete son tus propios compañeros’’.

''Me iba a hacer el tonto me la ponen menos cinco a mi hija llorando en pantalla gigante haciendo una perimetral, que pensaban que yo iba a arrancar el programa hablando de otra cosa, nunca me caractericé por hacerme el boludo’’.

Embed