Lo Ultimo | Luis Miguel | video | redes

Fanáticos de Luis Miguel enloquecieron al verlo bailar así

El cantante mexicano Luis Miguel recordó sus mejores momentos de juventud con sus atrevidos movimientos.

Durante su juventud, el cantante mexicano Luis Miguel no solo se caracterizó por tener una increíble voz, sino también por derrochar energía en el escenario con sus increíbles pasos de baile, sin embargo con el pasar de los años, sus presentaciones se volvieron un poco más tranquilas.

El Sol de México tiene fieles fanáticas que lo apoyan pese a las críticas que pueda recibir en las redes sociales, portales de farándula o sus exparejas y así quedó demostrado con un reciente video que circuló en redes.

Embed

El cantante demostró que todavía posee esa energía y estilo que cautivó a millones de corazones en su mejor época.

Luis Miguel dejó ver sus pasos de baile en uno de sus conciertos, lo que causó que muchos recordaran su pasado.

Embed

El video fue captado en uno de sus shows más recientes y se volvió viral hace pocos días en diversas redes sociales, en las que las fanáticas demostraron el cariño que le tienen al intérprete.

El artista aparece con un elegante traje mientras baila, al finalizar la canción se desabrocha el saco y se lo quita.

luis-miguel-6.jpg

"Y es que para ser sexy no hace falta edad, se nace, como él Nuestro Sol de México", publicó una cuenta de fanáticos junto al video.

Recientemente, también circuló un viejo video, que data de 1993, en el que Luis Miguel y la cantante Thalía se encontraron en Acapulco y, justo después de una presentación, Luis Miguel recibió una medalla de parte de Thalía, quien le rindió homenaje con unas emotivas palabras:

"Estoy muy orgullosa de ponerte la medalla, quiero decirte, en nombre de todos los mexicanos que eres nuestro rey, nuestro sol... estamos muy orgullosos de que seas mexicano y te amamos".

Los dos terminaron en el escenario dándose un beso frente a todos los presentes. Tanto así que hasta el animador del evento bromeó diciendo que con esos dos en tarima, él terminaba sobrando.