Después de las palabras de Analía Franchín en Intrusos, donde acusó que se ve a Matilda, la hija de Luciana Salazar, como una hija que no es feliz, comenzó un duro cruce de tuits entre ambas mujeres desde sus redes sociales.

La conductora y la periodista no dudaron en decirse de todo, pero Marcelo Polino se interpuso en la discusión y saltó a defender a Luli, porque además es el padrino de la niña en cuestión.

" es una beba feliz, buena y hermosa. Con su alegría ilumina nuestras vidas. Gracias ahijada mía ‘A la gilada ni cabida’ @lulipop07", escribió el periodista desde su cuenta de twitter.

Embed