Amalia Granata estuvo anoche de invitada en el panel deIntratables, donde a lo largo del programa se analizó la situación política del país, y se cruzó conLuciana Salazar, a quien llamó la producción para que comente sobre su injerencia de información de actualidad de los últimos meses.

Luciana estuvo hablando de sus informantes y de cómo la maltratan en algunos programas, señalándola como "operadora política" del lado de los candidatos de Frente para todos, Alberto Fernández y Cristina Fernández.

Incluso, la propia Granata señaló su parecer y afirmó: "Para mí Luciana es una operadora de Alberto y Cristina, no tengo dudas"

El conflicto entre las mujeres comenzó hace algunos días, cuando Amalia ya había señalado a Luciana como operadora y la había criticado por la información que ella brinda en temas políticos.

Embed

"Yo transmito información que tengo que son fuentes fidedignas como lo mostré, acá nadie está operando, no hay interés personal. Me preguntaron si tenía interés de estar en política, y yo creo que hay que estar preparados para esto", respondió Salazar.

Embed

En cierto momento del programa, Luciana y Amalia se cruzaron en vivo, y a pesar de que Salazar intentó bajar el tono de la polémica, Granata se mostró dura y firme en su posición de guerra contra su rival.

"Algunos lo levantan como entre una pelea mediática entre mujeres, y eso no está bueno. Ayer quisieron que yo entre en una polémica y fui la primera que la defendí", señaló la conductora.

Pero Granata la cruzó, sin dudarlo: "No entiendo lo que plantea. No hay ninguna pelea, simplemente me preguntaron de los tuits y dijo que para mí es una operadora y no es una mala palabra, pero en este país está mal utilizado. No está mal tener un fin en común para operar"

"Eso te lo puedo entender, pero dijiste que yo tartamudeaba cuando hablaba de política, y eso para mí eso es entrar en polémica", le respondió Luciana

"Dije que me parecían más consistentes los tuits que un vivo, que en el vivo hacías agua", señaló Granata.

Embed

El malestar entre ambas mujeres viene desde hace varios años, luego de que ambas tuvieron una historia de amor con Martín Redrado, quien fue novio de Luciana durante varios años, pero que tuvo un romance con Granata en uno de los lapsos de tiempo que estuvo separado de Luli.