Cuando lo convocaron del Bailando tuvo miedo del qué dirán en el mundo empresarial al que pertenece su familia, pero Nicolás Paladini está muy contento con su faceta de famoso hot en el programa de Tinelli. Según una nota de la revista Noticias de este fin de semana, "se esfuerza por mantener separada su vida empresarial de la mediática, pero se le hace cada vez más difícil".

El heredero de la fábrica de fiambres más importante del país le dijo a su mujer, Rocío Guirao Díaz "¿querés que haga el ridículo?" cuando lo convocaron de Showmatch. "El Nicolás de Showmatch es de fantasía", dice el empresario que se alejó del directorio del frigorífico familiar para dedicarse a proyectos independientes, aunque mantiene sus acciones en la empresa.

"Junto a un equipo de expertos, hoy se está abriendo paso a una empresa de tecnología y finanzas que adopta técnicas de la Inteligencia Artificial (Eye Capital S.A.). Se trata de una serie de programas de computación que tienen la posibilidad de procesar grandes cantidades de información simulando la capacidad de aprendizaje del ser humano. El objetivo es que el sistema pueda evaluar los mercados y tomar decisiones por sí mismo y así decida si comprar o vender una acción", explica la nota.

Así, Paladini mezcla sus ensayos de 9 a 12 para el Bailando y va de tarde a la oficina.