Un gran y esperado momento se vivió anoche en Argentina, tierra de Amor y Venganza, cuando Raquel (China Suárez) y Aldo (Gonzalo Heredia) se dieron su primer beso.

La joven polaca fue vendida a otro burdel, pero en el camino logró escapar y pudo comunicarse con Aldo Moretti, quien rápidamente la rescató y la llevó al conventillo de su madre, a quien se la presentó como su verdadera novia. Allí, lejos del submundo del burdel, lograron compartir una cena en familia y un momento único y feliz en sus vidas.

La noche terminó con lo más esperado: Raquel y Aldo se dieron su primer beso, bajo las estrellas, en una idílica noche de amor.

"No sabes cuánto esperé este momento, juntos vos y yo, sin paredes, sin tener que escondernos", señaló él.

Ahora veo estrellas en mi cabeza, antes las veía en mi ventana", le dijo ella.

Embed

Aparecen en esta nota: