La muerte de Natacha Jaitt sigue siendo el tema del día y la investigación avanza y todo el tiempo hay novedades. La última tiene que ver con el único detenido en la causa, Raul Velaztiqui Duarte, quien fue el hombre que llevó a Natacha Jaitt en la noche del viernes al salón Xanadu, en donde se iban a encontrar con Guillermo Gonzalo Rigoni, propietario del lugar, para arreglar unas presencias de la modelo y conductora en el mismo.

La crónica de esta fatídica noche ya es conocida, drogas, exceso y finalmente la misteriosa muerte de Natacha Jaitt, una mujer que era muy incómoda para mucha gente y que conocía muchos secretos del mundo del espectáculo y la política.

La novedad de último momento tiene que ver con que el juez Orlando Abel Díaz, convalido el pedido de detención de Raúl Velaztiqui Duarte, por tal motivo fue trasladado esta noche a lo que será su alojamiento por ahora, la seccionales 4 de Tigre. Velaztiqui Duarte tiene un defensor oficial, quien pidió la excarcelación del manager. El magistrado tiene cinco días para expedirse y decidir si se lo otorga o no la excarcelación al Velaztiqui Duarte.

La situación del hombre que llevó a Natacha a Xanadu se complicó porque está imputado por falso testimonio según el articulo 275 del código pena, que fija una pena de seis años de prisión. Por eso se pide la excarcelación porque es un delito excarcelable.

Según se pudo saber, la imputación se basa en que Velaztiqui Duarte no sólo falseó su testimonio y mintió sino que ocultó pruebas. Ya se sabía que había escondido el celular de Natacha, pero ahora se suma la cartera de Jaitt que también fue escondida por el representante de la modelo y conductora.

Según lo que contó Adrián Pallares en Intrusos, el Dr. José Vera, abogado del empresario Guillermo Rigoni, dueño de Xanadu confirmó el tema de la cartera y el ocultamiento de la misma: “Rigoni confirmó que Velaztiqui Duarte tomó la cartera de Natacha. La misma estaba en un placard para invitados y Duarte se la pidió a Rigoni y él se la dio. Rigoni nunca advirtió que Velaztiqui Duarte había agarrado también el celular”.

Al preguntarle sobre como estaba su cliente con esta situación, el Dr. Vera respondió “Rigoni se siente aliviado, los fiscales preguntaron mucho sobre lo que había pasado esa noche y como se había comportado Velaztequi Duarte durante la fatídica noche, y él dio muchas precisiones sobre el accionar del manager”.

Por último le preguntamos sobres la posibilidad de la excarcelación de Velaztequi Duarte, a lo que el abogado respondió “no creo que se la otorguen, la situación se complicó mucho por el falso testimonio y por haber ocultado pruebas, su situación es muy delicada y difícilmente quede en libertad en cinco días” finalizó el Dr. José Vera.