Después de los conflictos en las redes y la lejanía entre el hijo de Cecilia Bolocco y el ex presidente Carlos Menem, Máximo, el adolescente vino a la Argentina con su madre y ayer domingo plantó a su familia paterna en medio de un asado.

Lo contaron ayer en Infama Recargado: Bolocco se hospeda con su hijo en el hotel Hyatt, y ella lo llevó hace unos días a ver a su padre a su casa de la calle Echeverría. En esa oportunidad la chilena dejó a Máximo en casa de su papá y se fue.

Pero ayer domingo el chico llegó con un chofer, y allí lo esperaban para un asado toda la familia Menem en pleno: el ex Presidente, su hija Zulemita, Zulema Yoma, Eduardo Menem y su esposa, Carlos Naír -quien llegó más tarde- y Luca, el hijo de Zulemita que también es adolescente y tuvo sus diferencias con Máximo.

Pero lo curioso del caso, según contaron Luis Ventura y Pía Shaw ayer en el programa de América, es que a poco de llegar, Máximo Menem plantó el asado y se fue; no se quedó al almuerzo que se había organizado a propósito de su visita, con toda la familia.

Por un lado, entonces, hubo un acercamiento, retomando la relación padre e hijo que se había interrumpido, pero al mismo tiempo, algo pasó durante el encuentro familiar que llevó al hijo de Menem y Bolocco a irse de la casa de su padre antes de comer.