El sábado por la tarde, Andrea Frigerio estaba con sus hermanas en un restaurante de Belgrano. Al salir del lugar, cerca del cruce de vías, fue atacada sorpresivamente por un motochorro que intentó robarle el celular, y finalmente se llevó su reloj.

"Ayer sábado a plena luz del día en Belgrano R , saliendo de un bar donde había ido a almorzar con mis tres hermanas, unos motochorros me atacaron violentamente y me robaron el reloj al grito de "quédense quietitas chicas o las mato". Así me quedo el brazo. Nadie reaccionó. Habia un policia que no se animo a sacar el arma obviamente porque despues termina él procesado.Parece que ya lo naturalizamos,es lo normal que nos peguen y nos roben/maten en la calle.Que parte de #bastadeinseguridad" no esta entendiendo el estado? Chorros libres ,ciudadanos detras de las rejas?", dijo ayer domingo Andrea en su cuenta de instagram.

Hoy, la actriz habló del tema: "Estábamos con mis hermanas en Palermo, y de golpe apareció una persona por atrás, forcejeó conmigo, hizo mucha fuerza, me apretó el brazo. Todo fue muy violento, me decía que me iba a matar", dijo Andrea en diálogo con "Arriba Argentinos".

"Había dos motos esperándolo. Cuando se fueron cruzaron con la barrera baja, a los 3 segundos pasó el tren, no les importó, podría haber sido una tragedia para ellos", señaló la actriz.

"Había un policía cerca que se arrimó rápidamente, pero yo entiendo la policía no puede hacer mucho porque si reacciona termina preso. Lo más increíble fue la gente, el tema está naturalizado, hoy me toca a mí, mañana a vos", sostuvo.

"Me lastimaron un poco el brazo. Fue muy rápido pero muy violento", concluyó Frigerio, quien a su vez admitió que aún no había hecho la denuncia pero que hoy se presentaría en la comisaría a radicarla.

Hace unos días atrás, el periodista Carlos Monti también fue víctima de inseguridad. En relación al tema, hoy volvió a contar lo que le pasó en el programa "Nosotros a la mañana".

"Fue a las 7.30 de la tarde, frente a mucha gente que esperaba el colectivo, uno solo que me atacó y otro que lo estaba esperando en la moto, una cartonera me dijo que la moto se paró, me marcó y se bajó. El problema es que a estos tipos no los amedrenta nada. Las cosas están distorsionadas, no puede ser que los tipos a la media hora salen de la comisaria y vuelven a robar. Ya no importa el barrio, ni la hora, no importa nada. Yo no entiendo a los políticos porque no accionan nada, me pregunto por qué, un tipo que roba, entra, tiene antecedentes, entra por una puerta y sale por la otra, y encima es víctima", cerró el periodista.

Aparecen en esta nota: