Hace unos días una Alejandra Camargo, dueña de un restaurant en San Luis realizó una denuncia sobre Osvaldo Laport, acusándolo de violento, y de no haber querido pagar la cuenta de lo que consumió en el lugar.

La dueña de La Española, pasó por varios programas contando como habían sido los hechos en donde el actor, que se encontraba de gira por San Luis la tomó fuerte del brazo y se negó a pagar la cuenta diciendo: "Que me venga a cobrar el que tenga huevos".

Finalmente después de unos días Laport dio la cara y habló con Intrusos (América tv), dio su versión de los hechos y aseguró que no hay ninguna denuncia de violencia de género:

''Estoy con la cabeza estallada, y a disposición de la justicia no solo para aclarar esto, sino para accionar sobre estas personas que han atentado contra mí patrimonio personal, como hombre, como individuo y como artista’’.

''No debo y no puedo hablar porque por mi filosofía de vida no puedo enfrentarse con almas tan brutales, esto se va a aclarar’’.

Como testigos presenciales de lo que ocurrió el actor Matías Scarvasi, y uno de los productores de la obra relataron los hechos y aseguraron que nunca hubo violencia de género, y que al contrario el que recibió una trompada de parte del marido de la dueña del lugar fue Laport.

También se confirmó que la denuncia de la dueña del lugar no está hecha, ni ratificada.

Embed

Aparecen en esta nota: