Hace varias semanas, Chile está viviendo una crisis sin precedente, tanto social como política, que tiene a todo el mundo en vilo, atento minuto a minuto de lo que sucede en el país vecino.

A pesar de vivir y trabajar en Argentina hace varios años, Benjamín Vicuña fue unos días a Chile a filmar una película. Y su llegada coincidió con el difícil momento que está viviendo su país natal.

El protagonista de Argentina, tierra de amor y venganza mostró su preocupación en las redes, donde dejó varios mensajes en su cuenta de twitter.

"Filmando en Chile es imposible abstraerse de tanto odio y violencia cobarde. El espiral crece y estamos traumando a nuestros niños, esos por los que queremos un país + justo y mejor. No dividamos lo que tanto nos costó unir. Basta de violencia, venga de donde venga. Queremos paz", señaló Benjamín.

Y agregó: "Estamos hace 19 días viviendo un cambio histórico. No permitamos que la violencia sea la protagonista de un movimiento legítimo y necesario".

Embed
Embed

Aparecen en esta nota: