Pol-Ka prepara una superproducción para el 2019 con un gran elenco y una impecable historia de amor y venganza.

Como ya contamos la tira la encabezan Benjamín Vicuña, Eugenia la China Súarez y Gonzalo Heredia, y además están Fernán Mirás y Delfina Chávez.

En las últimas horas se supo que se incorporó al proyecto Albert Baró, quien se puso en la piel de “Joan Capdevila Bonet”. El actor español, de 22 años, aceptó la propuesta de Adrián Suar y en el mes de diciembre se instalará en Argentina para comenzar los con los trabajos que lo llevarán a ser una de las figuras de la TV nacional en el próximo año.

Ahora podemos contar en exclusiva que Andrea Frigerio se suma a la ficción en un rol potente para la historia. Andrea será la madame del prostíbulo del pueblo y será una de las villanas de la historia. Ella será casi la "carcelera" de las chicas, a las cuales las violenta, las humilla y las somete. Andrea tendrá relación con el personaje de Fernán Mirás, "Trauman", el dueño del prostíbulo. El personaje de esta madame tuvo un hijo al que abandonó y con el cual en algún momento se cruzará en la historia.

Con libros de la dupla Leandro Calderone/Carolina Aguirre y dirección de Sebastián Pivotto y Martín Sabán, esta ambiciosa historia estará enmarcada en la Argentina de la década del ‘30 (tiempos de bonanza y progreso, con oleadas de inmigración principalmente europea, sucedidos luego por una etapa de decadencia política y económica).

Los equipos de arte y técnica involucrados en esta gran apuesta televisiva ya han comenzado el trabajo de reconstrucción histórica, tanto en lo referente a la ambientación arquitectónica como al vestuario.

Los Estudios Baires -ubicados en Don Torcuato y propiedad de la productora- serán el escenario donde estarán emplazados todos los decorados. Asimismo, se están analizando locaciones históricas de la ciudad de Buenos Aires y sus alrededores para recrear momentos específicos de aquellos años, y las grabaciones comenzará en el mes de enero.